martes, 26 de febrero de 2013

Fritada de Bacalao con Aros de Pimientos y Cebollas






"El fotógrafo es como el bacalao, 
que produce un millón de huevos 
para que sólo uno pueda llegar a madurar"


George Bernard Shaw


De  Jaen 






Nueva semana, continuamos con los platos de cuaresma o vigilia. Nuestro querido Bacalao, también bien llamado "El rey de la cuaresma". 
Y me digo; haber hasta donde me da tiempo de llegar en esto de elaborar platos. Aviso que el Potaje de Garbanzos con Bacalao cae seguro, me encanta. 

Ayer estuve haciendo Torrijas para conmemorar el día de Andalucía. Siempre me acompañaron de pequeño, tiene uno metido el olor a Miel, Vino, Clavo y Canela en el alma. Nada más llegar a mí el aroma de dicho almíbar me llega de golpe imágenes de la Semana Santa, de un pasado romántico y hermoso que uno ha vivido. Por eso pienso que hay recetas sagradas, recetas que no se leen en los libros, recetas que vienen escritas en nuestra piel y nuestra sangre. Trasmitidas por sensaciones y sabores que evocan un momento, una madre, un padre, un tiempo lejano, que por regla general quedo adherido a nuestro imaginario emocional.

Vivimos en una tierra rica como ninguna, en una tierra sufrida y alegre. Recuperemos recetas viejas y sabias. Son parte nuestra, de nuestra cultura, frutos del agua y de nuestra tierra. Seamos valientes;atrevámonos con ellas. Nos traen consejos, palabras susurradas al oído, nos traen amor, viejas heridas pero llenas de esperanzas. Traen la vida, un saber inmortal y antiguo, lleno de nuevas posibilidades.

Saboreemos nuestro pasado para cocinarnos. Perdón, para cocinar nuestro futuro.

Buen Provecho, Ricardo.


***** 



INGREDIENTES

Un par de lomos de Bacalao. (200 gr. aproximados por persona)

Una Cebolla blanca y grande.


Un par de Pimientos hermosos para freír.


Harina para freír, con 250 gr puede valer.


Aceite de Oliva Virgen Extra


Sal



ELABORACIÓN



Primero cortamos el Lomo de Bacalao, en rodajas o laminado quedará bien. Hemos de tener en cuenta que debe de formar parte de la fritada.

Así que prefiero cortarlo pequeño, en vez de freír el Lomo entero.


Calentamos el Aceite de oliva a punto de fritura; es decir a una temperatura moderada.


Harinamos los trozos de bacalao; cuidado con el punto de sal. El bacalao es salado de por sí.


Lo freímos por ambas partes. Si los trozos fuesen grandes, siempre por la zona que no tiene piel primero. Una vez dorados lo pasamos a un plato o fuente con una servilleta o papel absorbente para que suelte el  aceite sobrante.


En el mismo Aceite freímos las Cebollas y los Pimientos, ambos cortados a rodajas. Harinamos con cuidado las Verduras y freímos. Esperámos pacientemente a que tomen una textura crujiente y dorada.


Otro plato con servilleta y secamos de Aceite.


Montamos el plato y  Comer



OBSERVACIONES



¿Desalar el Bacalao?

Muy fácil. Primero bañamos en Agua fría y bajo el grifo para que pierda la Sal adherida al Pescado.


Luego cubrimos con agua y guardamos en la nevera. Se suele cambiar el agua cada 8 horas y el tiempo, pues con unas 24 horas deberá bastar. Aunque todo depende del grosor de los Lomos.


Plato sencillo pero de éxito asegurado.


También hay quien sofríe antes un diente de Ajo en el Aceite para que quede aromatizado.


Se acompaña bien de Salsa de Tomate, Mayonesa o Alioli.






5 comentarios:

  1. Estupenda receta Ricardo, se ve riquísima.

    Yo no soy mucho de pescado, pero me llevo tu receta para preparasela a mi madre, que ella todo lo que lleve bacalao le encanta, y creo que esta receta le ca a encantar.

    Besos !!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jajaja ya sé que no eres de pescado Chela. Pero es lo que toca. Ya llegará la carne y derivados.

      Mil besos mujer feliz.

      Ricardo

      Eliminar
  2. Hola Ricardo! Toda la razón te doy al decir que el bacalao es el rey de estas fechas...
    El plato me parece una delicia! Y esas verduritas acompañan genial!
    Que envidia (sana eh!) leer que has preparado torrijas...ains que me gustan! Yo no las hago mucho porque es que de aquí a que llega el día me comido todas las tandas...y hasta Semana Santa queda un trecho! Pero de buena gana me ponía yo manos a la obra! Jajaj.
    A la espera de más delicias...me quedo como ese potaje que aunque es un clásico...es un plato inmejorable para estos días...Dias, que nos brindan la oportunidad de no perder estos sabores de temporada o festivos,...y aunque no soy creyente me gusta prepararlos para que queden en la memoria de mis hijas...como costumbres o raíces de un pueblo único!!
    Unas palabras muy sabias en esta entrada...el día de Andalucía voy a publicar una receta típica de Estepona...muchos blogs Andaluces harán lo mismo...tu lo haces a diario un acto que te honra.
    Salu2
    Cocinandovoyrecetandovengo.

    ResponderEliminar
  3. Cada vez me gustan más las recetas sencillas y con pocos ingredientes Sonia, conforme pasa el tiempo uno pone la mirada en la calidad de los productos primarios.
    Hace tiempo trabajaba las salsas y muchas veces creo que ocultaba realmente el sabor del pescado o la carne.
    Ahora todo se vuelve muy ligero, busco la impresión, el orden del producto en si y sus acompañantes. Quiero que cada verdura, cada legumbre ocupe un lugar predominante en el plato.

    Mil besos Sonia, tus palabras me han encantado. Gracias es un placer tenerte por aquí.

    Ricardo

    ResponderEliminar
  4. Mira que está rico el bacalao en su múltiples preparaciones, esta me la apunto que ya estoy con el especial de semana santa y esta parece rica,rica.

    Un abrazo enorme paisano.

    Con mil sabores

    ResponderEliminar